En el mundo Lean, la “capacidad para adaptarse a la demanda mediante la flexibilidad se define como Shojinka, y se traduce como la aptitud para modificar el número de trabajadores de cada zona de trabajo en función de las necesidades del momento.
Continuar leyendo...