PRL Internacional U.S.A.: Nueva regulación sobre espacios confinados en el sector de la construcción

El tiempo estimado de lectura es de 4 minutos

El día 1 del mes de mayo de 2015, la Occupational Safety and Health Administration (OSHA) de Estados Unidos anunciaba la próxima regulación referente a la protección de los trabajadores que operan en espacios confinados en el sector de la construcción. Esta norma, que entrará en vigor el 1 de agosto de 2015, constituye la referencia legal definitiva para la protección de este colectivo de trabajadores.

Confined

Como sabéis, el trabajo en espacios confinados puede comportar un riesgo importante para la salud de los operarios que en ellos operan, especialmente si existen otros factores de riesgo que puedan acarrear peligros tales como intoxicación, electrocuciones, explosiones o la asfixia del empleado, entre otros. Esta norma pretende aportar un nivel de protección adicional a los trabajadores expuestos a dichos riesgos.

Tal y como afirma el Secretario de Trabajo Thomas E. Perez, el trabajo en espacios confinados en el sector de la construcción es algo necesario, debido a la naturaleza y características de los trabajos que deben desarrollarse en este sector. Aun así, tal necesidad no puede justificar en ningún caso la muerte o lesión de los operarios que realizan este tipo de trabajos. “Se estima que la nueva norma evitará unas 800 lesiones graves al año”.

Tal y como está ahora la regulación de los espacios confinados en el sector de la construcción en Estados Unidos, los trabajadores que trabajen o vayan a trabajar en estos lugares deben recibir una formación específica impartida por la OSHA. Este requisito viene contenido en el Estándar CFR 29 1926, por el cual se regula la seguridad y salud en el trabajo en el sector de la construcción en Estados Unidos.

La nueva norma añade disposiciones al Estándar CFR 29 1926 para reforzar la protección de los empleados que trabajan en espacios confinados en la construcción. La nueva regulación reemplaza el requisito de un entrenamiento de OSHA para el trabajo en espacios confinados con una norma integral que incluye un programa de permisos diseñado para proteger a los empleados de la exposición a muchos peligros asociados con el trabajo en espacios confinados, incluyendo riesgos atmosféricos y físicos.

Con la nueva regulación, este requisito de formación se ve sustancialmente reforzado, además de aportar requisitos adicionales en cuanto a la comunicación y evaluación periódica de estos espacios y el establecimiento de permisos de trabajo sin los cuales el trabajador no podrá ejercer e este tipo de lugares.

Si bien la nueva norma no presenta a grandes rasgos diferencias notables respecto a los requisitos legales nacionales aplicables a los espacios confinados en el sector de la industria, se establecen disposiciones específicas que contemplan la protección frente a la existencia de otros riesgos que pueden confluir en obras de construcción e ingeniería civil.

Quizás la más notable de estas divergencias sea la asignación de responsabilidades que establece para los distintos empresarios presentes en la obra: el “host employer” (propietario del lugar en el que existe el espacio confinado), el “controlling contractor” (el cual tiene el control sobre el proyecto de obra) y el “entry employer” (los empleados del cual serán los que trabajarán en espacios confinados). En este sentido, el empresario que ostenta el control del proyecto será la referencia de información para las empresas subcontratistas en relación a los permisos de trabajo necesarios, responsabilidad ésta que antes recaía sobre el propietario de la obra. No obstante, este deberá haber informado previamente al contratista principal sobre tales necesidades.

Por otro lado, el contratista principal es responsable de igual modo de asegurar que el resto de empresas que no trabajan en espacios confinados no generan riesgos adicionales sobre los que sí operan en ellos. En el caso de que más de una empresa deba realizar trabajos en un mismo espacio confinado, deberá asegurar de igual modo el control de los posibles riesgos que pudieran derivarse de esa concurrencia en dicho espacio de trabajo.

Esta nueva regulación ha generado ya una carrera contrarreloj para todas aquellas empresas del sector de la construcción, quienes deberán adaptar su gestión preventiva a los nuevos requerimientos. Tienen hasta el 3 de agosto de 2015.

Podéis consultar el contenido de la norma en el siguiente enlace.

 

Prevencontrol

PrevenControl es la firma especializada en seguridad y salud laboral que propone soluciones eficaces e innovadoras para la mejora del negocio y la reputación de sus clientes a través de la consultoría, el uso de la tecnología y la formación.
¡Contáctanos!

Dejar un comentario

*



He llegit i accepto la Clàusula de Consentiment.

Simple Share Buttons