Pareto aplicado a la promoción de la salud: ¿Conoces la Optimal Lifestyle Metric?

El tiempo estimado de lectura es de 6 minutos

Siguiendo con esta semana monográfica relativa a la experiencia empresarial de PrevenControl en Harvard, os presentamos hoy el estudio An Optimal Lifestile Metric: Four Simple Behaviours That Affect Health, Cost and Productivity”,  relativo a la optimización de recursos para la aplicación de medidas de promoción de la salud en el seno de nuestra empresa. Este trabajo de investigación ha sido comentado y analizado en una de las sesiones a las que hemos asistido.

El principio de Pareto

A principio de siglo XX, Vilfredo Pareto observó que el 20% de la sociedad italiana poseía el 80% de las tierras. Por el contrario, el 80% de la población italiana era dueña tan solo del 20% restante.

Lejos de constituir un caso aislado, la ostentación de la mayoría de variables (núcleo) del conjunto por parte de una minoría de individuos define hoy día nuestro modelo de distribución de la riqueza y recursos en el mundo.

Sin darnos cuenta, aplicamos este principio también a nuestro día a día: unas pocas variables (familia, amor, amistades, trabajo…) configuran la mayor parte de nuestras alegrías o preocupaciones.

Esta “universalidad” de la distribución de Pareto, extrapolable a tantos campos de la ciencia y de la vida, aplica de igual modo a nuestro desempeño como técnicos de prevención de riesgos laborales. En el presente post veremos un ejemplo de cómo 4 hábitos saludables pueden incidir sobre el estado de salud de los trabajadores, el gasto sanitario originado y los costes devengados para la propia empresa.

Punto de partida

En el año 2000, el Center for Disease Control and Prevention (CDC) estadounidense elaboró un estudio en el que se demostraba cómo 4 factores de riesgo propios de una vida poco  saludable estaban relacionados  aproximadamente con el 40% de los fallecimientos acaecidos en Estados Unidos. Estos 4 factores de riesgo son:

  1. El consumo habitual del tabaco
  2. Ausencia en el consumo de una dieta equilibrada o saludable
  3. Falta de actividad física
  4. Consumo abusivo de bebidas alcohólicas

Además, se concluía en el mencionado estudio que la simultaneidad de dos o más de los citados factores estaba relacionada con aproximadamente:

  • El 80% de prevalencia de enfermedades crónicas
  • El 75% de los gastos médicos en el país.

A raíz de estos datos, Nico Pronk (investigador y profesor adjunto de la Harvard School of Public Health) decidió estudiar los niveles de incidencia de casos de enfermedades crónicas en una muestra de trabajadores expuesta a uno, varios o ninguno de los 4 factores de riesgo mencionados anteriormente.

La Optimal Lifestyle Metric

Se establecen los criterios sobre los cuales se determinará el grado de adherencia de los trabajadores a la Optimal Lifestyle Metric:

opt

La suma de estos cuatro parámetros da lugar al grado de adherencia del trabajador a la Optical Lifestyle Metric, yendo el rango de valores de 0 (ninguna adherencia) a 4 (adherencia total).

Definidos ya los parámetros, se recabaron datos de 500.334 trabajadores en cuyas empresas se había llevado a cabo una evaluación de salud – en la que se recopilaba información sobre sus hábitos – como resultado de sus respectivos  programas de promoción de la salud. Estos empleados fueron desglosados posteriormente en función de su grado de adherencia a la matriz. Vemos los resultados:

opt 2

Una vez obtenido este desglose, se categorizan los trabajadores en 5 categorías, en función del número de criterios con los que cumplen: OLM-0, OLM-1, OLM-2… Posteriormente, se procedió a escoger una muestra representativa de cada una de estas categorías, suponiendo un total de 6.838 trabajadores.

Por último, se realizó un seguimiento a estas personas por un periodo de 2 años. ¿El objetivo? Ver en qué grado divergían los niveles de incidencia de enfermedades crónicas (diabetes, enfermedad del corazón, cáncer, hipertensión, dolor de espalda y altos niveles de colesterol) en función de la categoría de adherencia a la que pertenecían.

Resultados obtenidos (salud, costes y productividad)

Relativos al estado de salud

Transcurridos los dos años, se realizó una evaluación del estado de salud de los miembros de la muestra a fin de identificar presumibles divergencias, entre las diferentes categorías,  en cuanto a la aparición de enfermedades crónicas. A destacar los siguientes resultados:1

  • Los miembros de la categoría OLM-3 (adherencia a 3 de los 4 parámetros que configuran la Optimal Lifestyle Metric) tienen un 44% menos de riesgo de padecer diabetes.
  • Además, los trabajadores de la OLM-3 presentan un 29% menos de posibilidades de contraer nuevos dolores de espalda.
  • Los empleados que cumplen los 4 criterios saludables (OLM-4), por su parte, ostentan un 66% menos de posibilidades de contraer dolores de espalda.
  • Quedó constatado que la adherencia a cualquiera de los hábitos que configuran la OLM, en especial al relativo al ejercicio físico, contribuye a una considerable disminución del riesgo de contraer alguna de las mencionadas enfermedades crónicas.

Resultados en cuanto a costes sanitarios

En dicho estudio se analizó también la repercusión en cuanto al gasto sanitario generado por cada una de las categorías diseccionadas. Los principales hallazgos en este sentido son los que se mencionan a continuación:2

  • Los costes devengados de la atención médica por persona descendieron un 4,7% por cada día físicamente activo adicional a la semana.
  • El gasto sanitario generado por los consumidores habituales de tabaco fue de un 18% más respecto de los no fumadores.

Además, se seleccionaron entre la muestra dos grandes grupos: bajo riesgo y alto riesgo. El grupo de bajo riesgo eran personas no fumadoras, que realizaban ejercicio físico 3 veces a la semana y cuyo Índice de Masa Corporal era de 25kg/m2. Por otro lado, las personas incluidas en el grupo de alto riesgo eran consumidores habituales de tabaco, no realizaban ejercicio físico y su IMC era de 27,5 kg./m2. Entre estos dos grupos, desglosados a su vez en base a su género y etnia, se presentaron las siguientes divergencias en cuanto al gasto sanitario generado:

Afectación a la productividad

Tal y como hemos visto, llevar o no una vida saludable repercute en buena medida sobre nuestra salud y sobre el gasto público sanitario. ¿Y para el empresario? ¿Le supone un coste adicional contar con una plantilla que lleva unos hábitos poco saludables?3

Para dar respuesta a tal hipótesis, se realizó un análisis en cuanto a los niveles de absentismo (tiempo de trabajo perdido) y presentismo (pérdida de eficacia en el desempeño del trabajo) para cada una de las categorías definidas (OLM-0, OLM-1…). A efectos de unificar el criterio de coste/persona, se estableció una remuneración anual de 50.000$ para cada una de las personas de la muestra. Los resultados en cuanto a los costes devengados de la pérdida de productividad anual vienen recogidos en la gráfica adjunta. Como se puede apreciar, la diferencia entre la categoría OLM-0 y la OLM-4 es más que considerable, suponiendo el coste anual de los primeros un 455% respecto de las personas adheridas a las 4 hábitos saludables objeto del estudio.

Como veis, tan solo cuatro hábitos de una vida saludable pueden tener una gran repercusión a distintos niveles. Aún así, hay que ser cauto a la hora de definir un plan de acción de promoción de la salud: cada empresa posee una realidad intrínseca que puede alterar el grado de importancia de estos cuatro hábitos “capitales”. La clave está en realizar un profundo análisis de la misma, identificando aquellos hábitos esenciales sobre los que motivar una acción y asignando los recursos pertinentes a cada uno de ellos.

Prevencontrol

PrevenControl es la firma especializada en seguridad y salud laboral que propone soluciones eficaces e innovadoras para la mejora del negocio y la reputación de sus clientes a través de la consultoría, el uso de la tecnología y la formación.
¡Contáctanos!

Dejar un comentario

*



He llegit i accepto la Clàusula de Consentiment.

Simple Share Buttons