El tiempo estimado de lectura es de 2 minutos

Si observamos a los niños que empiezan a dar sus primeros pasos, una de las cosas que nos llama la atención es que realizan la Manipulación Manual de Cargas de una forma totalmente correcta. Como si hubiesen asistido al nacer a una «master class», con prácticas incluidas.Manipulación Manual de Cargas MMC

Agacharse curvando la espalda y desplazando el cuerpo hacia delante, significa que el centro de gravedad, con mucha probabilidad, se desplace fuera del área de apoyo de los pies. Si a esto le unimos que el desarrollo muscular es aún muy pobre, el conseguir mantener el equilibrio en esta postura y además plantearse el volver a subir elevando una carga, parece una tarea imposible. Debe ser doloroso pasar de una etapa en la que todo está al alcance de la mano, a otra en la que coger las cosas que más deseas implica agacharse y correr el riesgo de caerse de boca. Pero como la curiosidad y el deseo de alcanzar aquello que quieren en los bebés es tan fuerte, el cerebro decide buscar una alternativa a este conflicto. Para ello, en vez de curvarse, decide ponerse en cuclillas, coger la carga y volver a ascender. ¿Qué beneficio obtiene con esto?

  • Todo el esfuerzo muscular se concentra en elevar la carga, puesto que no es necesario hacer un esfuerzo adicional para garantizar la estabilidad, ya que el centro de gravedad no se desplaza en ningún momento fuera del área de apoyo de los pies.
  • El consumo de energía es mucho menor
  • El riesgo de caerse de bruces se reduce considerablemente.

Las razones por la que olvidamos tan rápidamente estas buenas prácticas, las desconozco, pero quizá tenga que ver con la capacidad de imitar todo aquello que ven hacer a las personas de su entorno cercano. Si nosotros, los padres, al coger las cosas del suelo flexionásemos las piernas, quizá nuestros hijos, por pura observación, anclen ese hábito en sus pequeños cerebros. Es posible que con el tiempo, cuando se enfrenten a otros entornos, acaben olvidando esta buena práctica, pero también es posible que en vez de olvidarla sean ellos los que se la inculquen a otras personas. Quizá nunca lo sepamos, pero por intentarlo no perdemos nada. De momento Lucia, mi hija, nos ha preparado un video demostrativo para todos los padres, trabajadores o no, recordando algunas pautas para la realización de una correcta Manipulación Manual de Cargas.

 

Espero que os sea de ayuda. Si lo deseáis, podéis usarlo en vuestros cursos formativos. Sus padres no tenemos inconveniente ninguno en que lo hagáis.

Prevencontrol

PrevenControl es la firma especializada en seguridad y salud laboral que propone soluciones eficaces e innovadoras para la mejora del negocio y la reputación de sus clientes a través de la consultoría, el uso de la tecnología y la formación.
¡Contáctanos!

¿Quieres recibir puntualmente las novedades de PrevenBlog? Suscríbete a nuestro blog!

Dejar un comentario

*

6 comentarios

  1. Avatar

    Fontana

    Excelente y muy didáctico!!!!

  2. Avatar

    Conchy

    Muy práctico y simpático.Aprendamos de los niños!

  3. Avatar

    Antropometría… Los bebés y niños pequeños tienen una estructura corporal que les facilita estos gestos al manejar cargas. Pero no deja de ser interesante. Tengo alguna imagen por ahí que muestra el mismo gesto, y la he usado en capacitación, como elemento de análisis biomecánico. Saludos.

  4. Avatar

    Carme Barba

    Discrepo en el tema del ahorro energético. Justamente este es el punto por el cual los adultos decidimos curvar la espalda en vez de ir a buscar la carga a cuclillas, porqué el uso de los cuádriceps que es nuestro músculo más potente, requiere mucha energía, mucha más que doblar la espalda. No hay más que comprobarlo nosotros mismos con un pulsómetro. Pero eso debe quedar entre los mayores e intentar seguir el ejemple de los pequeños. Genial la abertura de debate.

  5. Jose Manuel Segovia

    Jose Manuel Segovia

    Gracias a todos por vuestros comentarios.

  6. Pingback: Lucía y la Manipulación de Cargas - Herramientas PRL