Los introvertidos deberían salir del armario

El tiempo estimado de lectura es de 3 minutos

Existen una serie de clichés prefigurados sobre los introvertidos que hacen que sea un grupo social del cual prefiere no hablarse. Hacemos como si no existieran. Sin embargo uno de cada tres (o una de cada cuatro según diferentes estimaciones) de los humanos es un perfecto introvertido. Los humanos somos seres diferentes que quizá demasiadas veces hemos apostado por la igualdad, la uniformidad, cuando en realidad estamos imponiéndonos unos estándares encorsetados de difícil cumplimiento. El resultado: crece el número de patitos feos por doquier, en los centros de enseñanza y en las empresas, en los círculos sociales, en las comunidades. La tenaza de la uniformidad hace estragos y desata inadaptación, con secuelas en salud pública. ¿Hacienda somos todos? ¿Pues qué sucede con la salud pública? No debemos esperar los avatares del gobierno de turno y debemos dar pasos firmes para avanzar, y uno de ellos es el asimilar las diversidades que tenemos en cualquiera de sus facetas.

El mundo está construido a medida de los extrovertidos y la fuerte competencia en el mundo laboral empuja a éstos en detrimento de los introvertidos. En los últimos años en las empresas se ha aumentado el número de reuniones de trabajo. Bien. El networking empresarial es algo que ya está resultando imprescindible para que una empresa tenga futuro. En las reuniones de trabajo, quienes lideran el discurso son mayormente los extrovertidos, a veces llegamos a aceptar que quien más habla es quien tiene la razón. Nada más falso. Existen multitud de programas-jauría televisivos que quieren hacerse pasar por debates cuando en realidad lo que son es verdadero descontrol en el cual el moderador se baña en sudores para lograr atenuar un ininteligible alboroto crispado, a veces con altercado incluido. Así no vamos a ninguna parte. Nuestro funcionamiento colectivo, nuestro debate interno de empresa o el externo entre empresas, debe aglutinar el máximo de diversidad posible en vez de imponer un pensamiento único.

En este marco de referencia, el introvertido se mantiene sigiloso, encerrado en su caparazón, subsistiendo o desconectando todo lo posible de una realidad que en cierta forma le agrede y no le respeta. El problema es que a lo mejor su silencio se lleva con él una idea útil que no ha podido trascender asfixiada en el alboroto de la reunión. De hecho, si están ahí, si la selección natural no los ha eliminado, es porqué los introvertidos forman parte substancial de la sociedad y su aportación es siempre imprescindible. Desde su energía interna, su silencio y su meditación, su construcción intelectual, artística o creativa, su idea original es una aportación muy valiosa.

El introvertido no es ni un inadaptado ni un vergonzoso, es un compañero que debemos integrar positivamente en los equipos, entendiendo su personalidad y dándole el valor que merece y el espacio que necesita. Puede perfectamente acudir a las reuniones y puede hacer aportaciones, aunque quizá se sienta más cómodo en un despacho individual que en una gran superficie continua de oficina. Quizá no sea necesario que en una empresa se esté siempre interactuando unos con otros. Un espacio y un tiempo de reflexión en solitario son también sinónimo de productividad, y aportan riqueza, diversidad, contraste. Hay que ser valientes y potenciarlo.

Susan Cain ha desarrollado una labor de difusión en este sentido y reivindica la eclosión de la personalidad introvertida, comparándola a la situación de postergación de la mujer que hace 50 o 100 años sufría en las sociedades de la época. El introvertido debe de sentirse cómodo en su entorno laboral y social, integrado y asimilado como tal. Es una reivindicación necesaria no sólo para él sino beneficiosa para todos.

Os dejamos con esta jugosa conferencia de Susan Cain, para ver los subtítulos en español quizá os haga falta activarlos.

Prevencontrol

PrevenControl es la firma especializada en seguridad y salud laboral que propone soluciones eficaces e innovadoras para la mejora del negocio y la reputación de sus clientes a través de la consultoría, el uso de la tecnología y la formación.
¡Contáctanos!

Dejar un comentario

*

Nombre y apellidos (requerido)

Correo electrónico (requerido)

Teléfono de contacto

Asunto (requerido)

Mensaje (requerido)

He leído y acepto la Cláusula de Consentimiento


Simple Share Buttons