El tiempo estimado de lectura es de menos de 1 minuto

 Escucha la lectura de este artículo

 

“¡Marty! ¡No he inventado la máquina del tiempo con fines lucrativos! Lo que intento es arrojar un poco de luz sobre la humanidad: de dónde venimos, hacia dónde nos dirigimos, ¿hay posibilidades? ¿acechan peligros? ¿hay esperanzas?; o quizá saber la respuesta a la gran pregunta: ¿Por qué?”

Esta frase de Doc en Regreso al Futuro II, ilustra perfectamente una de las máximas que busca la Human and Organizational Performance (HOP); anticiparnos a aquello que va a suceder, siendo conscientes de que va a ocurrir, para afrontarlo de la mejor manera posible.

Esta filosofía, o enfoque, que trasciende la Seguridad y Salud Laboral (SSL), y del que hemos venido hablando en nuestro blog estas últimas semanas, hace especial hincapié en aprender a convivir con el error, considerarlo como una condición intrínseca al ser humano y desde esa asunción, capacitar a las organizaciones para actuar ante ello.

Del  Flashback…

La concepción tradicional de la SSL (Safety I), es fundamentalmente reactiva, y pone el foco en aquello que no funcionó, para construir soluciones y obtener aprendizajes con los que tratar de evitar que algo vuelva a salir mal.

Podríamos decir que es el equivalente al flashback en el cine o la literatura. Es decir, nos lleva cronológicamente al pasado para ayudarnos a comprender qué ocurrió, la configuración del presente y la situación desarrollada.

En este escenario, podemos situar a la investigación tradicional de accidentes, los análisis causa raíz, los diagramas de Ishikawa, etc. como recursos de reacción ante el evento acontecido.

…Al Flashforward

Sin embargo, lo que resultaría clave, y diferencial, de cara a la gestión de la SSL, es poder anticiparnos a aquello que va a ocurrir, centrarnos en comprender qué se está haciendo bien y tomar consciencia de que no siempre es posible evitar que algo salga mal, para estar preparados ante estas situaciones.

Siguiendo con el símil narrativo, si antes hablábamos de flashback para la SSL tradicional, el HOP nos acerca al flashforward. Nos traslada a acontecimientos futuros, de modo que podamos comprender aquello que ocurrirá y obtengamos un aprendizaje clave, que nos ayude a reforzar todo aquello que se hace bien y, sobre todo, a estar preparados ante las desviaciones (terminología empleada en el HOP, en lugar de error o accidente).

Herramientas como el Premortem, o el Future Wheel, más propias del diseño de productos o servicios, se ajustan como anillo al dedo a este enfoque de la SSL, por su carácter proactivo y de anticipación.

Algunas herramientas interesantes

En enfoques como el HOP, además de la aportación de las nuevas tecnologías o el análisis masivo de datos, la utilización de técnicas prospectivas que nos ayuden a explorar posibilidades futuras, en base a indicios presentes, se antoja como un aspecto fundamental para capacitarnos ante las posibles desviaciones y maximizar el éxito en nuestro proceso de toma de decisiones.

Es necesario virar hacia un modelo de organización centrada en el ser humano, al igual que está ocurriendo en otras disciplinas.

Algunas herramientas que facilitan llevar a la práctica este tipo de planteamientos son el Premortem o el Future Wheel, que explicamos brevemente a continuación:

Pre mortem

El análisis premortem, desarrollado por Gary Klein, es una técnica que consiste, fundamentalmente, en situarnos en el futuro e imaginar que el proyecto o iniciativa que tratamos de impulsar ha fracasado. Su objetivo principal es ver el error, anticiparse a él. Las fases en que suele llevarse a cabo son las siguientes:

  1. Preparación
  2. Imaginar el desastre
  3. Generar razones para el fracaso
  4. Consolidar las listas
  5. Revisar el plan
  6. Revisar periódicamente la lista

Es considerada una de las técnicas más eficaces para evitar los excesos de confianza.

Future Wheel

Es una técnica creada por Jerome C. Glenn para facilitar el proceso de toma de decisiones. Al igual que ocurre en el análisis premortem, para aplicarla, debemos situarnos en el futuro e imaginarnos qué habrá pasado con las acciones que hemos propuesto o planificado para, a partir de ahí, valorar sus impactos o consecuencias y detectar las posibles desviaciones.

Su estructura básica consiste en:

  1. Identificar el evento o la acción
  2. Identiicar las consecuencias directas de primer orden
  3. Identificar las consecuencias indirectas de segundo orden, tercer orden, etc.
  4. Analizar implicaciones
  5. Identificar acciones

Conclusión

Aún no es posible subirnos a un DeLorean y emular a Marty McFly para viajar en el tiempo y corregir errores o cambiar algunas decisiones tomadas pero, sin duda, el HOP nos acerca al futuro de la SSL, nos ayuda a anticiparnos y, sobre todo, a afrontar algo tan inevitable y humano como el error, con las máximas garantías posibles. En definitiva, como propone Todd Conklin, ¿por qué no realizar investigaciones de accidentes antes de que éstos puedan ocurrir?

Prevencontrol

PrevenControl es la firma especializada en seguridad y salud laboral que propone soluciones eficaces e innovadoras para la mejora del negocio y la reputación de sus clientes a través de la consultoría, el uso de la tecnología y la formación.
¡Contáctanos!

¿Quieres recibir puntualmente las novedades de PrevenBlog? Suscríbete a nuestro blog!

Dejar un comentario

*

2 comentarios

  1. Sonia

    Sonia

    Increíble post Noé. Es motivante que estemos en lo más alto en innovación en SSL y los retos que tenemos todos por delante.

    -1
    • Noé González

      Noé González

      Muchas gracias Sonia. Como bien dices lo mejor de todo, es la cantidad de retos que nos quedan por delante. A seguir… 😉